5 Ideas para decorar en Navidad el exterior de nuestro hogar.

 

 

Cuando pensamos en estas fiestas, solemos preocuparnos de vestir el interior de nuestra casa.
Pero ¿por qué no plantearnos una decoración de Navidad para exterior que cree esa atmósfera
única en la calle?

Una manera sencilla de contribuir a crear ese ambiente tan mágico de estas
fechas, en las que luces y colores invaden los espacios. La mejor manera, también, de hacernos
sentir estas fiestas como lo que son: la cita por excelencia del año.

Tanto si vives el espíritu navideño como si no lo haces, la decoración de Navidad para exterior es
un imprescindible de este mes. No es solo una forma sutil de recibir a quienes vienen a visitarnos.
También es una manera de hacer que, quienes habitan un espacio, disfruten de ese clima de
reunión tan singular de esta época del año. Una oportunidad de embellecer ese aire libre que,
pasa a un segundo.

Sea cual sea nuestro estilo, es posible jugar con la decoración de Navidad para exterior. Es más:
ni siquiera hace falta tener un jardín de buenas dimensiones, ni usar solo luces de Navidad.
Poner bonito un exterior, sea como sea, es tan solo cuestión de imaginación. Una creatividad
que puede despertarse viendo ideas que nos inspiren a crear nuestro propio ambiente.

Así que ¡échale un ojo a esta recopilación de propuestas para hacer de la decoración de Navidad
para exterior una única este año!

 

5 IDEAS DE DECORACIÓN DE NAVIDAD
PARA EXTERIOR PARA DISTINTOS ESPACIOS

Como decíamos, la decoración de Navidad para exterior no es únicamente para quienes tienen
jardín. También puede aplicarse, simplemente, a terrazas o balcones. O, incluso, a ventanas y
puertas de entrada. Sacarle provecho a nuestra casa pasa, únicamente, por buscar ideas
imaginativas. Unas que nos permitan convertir los muchos o pocos espacios de fuera de nuestro
hogar en unos personalizados.

Así, veamos algunas propuestas de decoración de Navidad exterior para disfrutar de estas
fiestas. Ideas de distintos estilos que podremos amoldar a nuestros gustos o, incluso, al
espacio del que dispongamos.
1. La puerta, un básico de la decoración de Navidad para exterior

El resto del año, la puerta es aquello que delimita nuestra casa. La que nos protege del exterior,
y nos permite disfrutar de la intimidad de nuestro hogar. Sin embargo, en estas fechas cobra un
papel fundamental. Se convierte en el primer espacio de decoración de Navidad exterior que
podemos vestir a nuestra manera. En un soporte con el que dar la bienvenida, y que puede ser el
punto de partida de lo que nos espera más allá de ella.

Tradicionalmente, en estas fechas las coronas de Navidad son las protagonistas de este
espacio. La costumbre de colocarlas como guardianes de la casa es tan antigua como la
celebración de esta época. Quizás por eso resulta complicado renunciar a tener una presidiendo
la entrada. Tanto si optamos por hacer una corona de Navidad como si nos decantamos por
una ya hecha, es tal su versatilidad que podemos encontrar la más adecuada a nuestro estilo.

Si no queremos ser tan tradicionales, hay otras ideas de coronas de Navidad que rompen con la
tónica habitual. Nos referimos a aquellas elaboradas con otros elementos tradicionales de la
decoración del árbol. Unas que le darán a nuestra puerta un aspecto completamente novedoso,
modernizando la tradición.

Y, si ninguna de esas dos opciones nos convence, ¿por qué no transformar la puerta en un
paquete envuelto para regalo? Tan solo nos hará falta una cinta de Navidad de algodón o de
celofán. Si nos decantamos por esta idea, un consejo: combinar cintas de ambos materiales. Un
truco sencillo para conseguir un acabado más realista, y más llamativo.
2. Viste las ventanas, otra manera de sentir la Navidad

Y, viviendo en un piso, ¿qué decoración de Navidad para exterior se puede colocar? Una duda
recurrente, que puede solventarse de varias maneras. Una de ellas son, sin duda, las ventanas.
Un soporte maravilloso para ambientar estas fiestas, que además se disfruta por partida doble.
Por un lado, desde nuestra casa. Por otra, son una auténtica antesala de llegar al hogar que
puede contemplarse desde la calle.

Aunque pueda parecernos un terreno un poco estéril, lo cierto es que la decoración navideña de
ventanas puede dar mucho juego. Y es más: puede adoptar distintas personalidades según la
estancia del hogar a la que pertenezca.

Si nuestra decoración de Navidad para exterior se centra en ventanas, es importante tener
presentes un par de claves. Lo ideal es combinar decoración vertical con otra en horizontal.
O, lo que es lo mismo, aprovechar el espacio del alféizar interior de la ventana para crear
volúmenes. Será en esa zona dónde podemos colocar candiles, velas, árboles de Navidad de
madera y otros accesorios decorativos. Lo interesante es crear una perspectiva visual que
complete aquello que empleemos para vestir la ventana.

Y en lo que respecta a la decoración vertical de la ventana, hay que ser cautos. Hay que ser
conscientes de que aquello que la embellezca nos quitará algo de luz. Por eso, lo ideal es decorar
la parte de cristal con mesura. Si optamos por una cortina de bolas de nieve, tendremos que
evitar el uso del spray para ventanas o de pegatinas navideñas. Si apostamos por estas últimas,
lo ideal es que las complementemos con luces o cualquier otro adorno navideño, como las bolas
del árbol, que queden suspendidas de la caja superior de la ventana.

No hay una máxima ideal para saber cómo decorar una ventana. Lo mejor: probar, colocar, retirar
y cambiar de sitio. Solo así encontraremos la combinación que nos guste.

3. Arreglos florales en la entrada, un tip sencillo de decoración de Navidad
exterior

Las plantas de Navidad no son únicamente para el interior de la casa. También pueden jugar un
papel importante en la decoración de Navidad para exterior si las utilizamos para decorar la
entrada. Pero no: no hablamos del recibidor sino, más bien, del exterior de nuestra casa. Colocar
en un lateral o a cada lado de la puerta una planta nos permitirá ambientar la casa desde antes
de entrar. Una manera de tener un pequeño árbol de Navidad también fuera de casa.

Si la entrada de nuestra casa está en un interior, como puede ser un edificio de pisos,
podemos jugar con otro tipo de plantas. Si hablamos de un espacio bien iluminado, la flor de
Pascua puede ser una preciosa manera de escoltar la puerta. A pesar de que su porte no es muy
elevado, podemos crear un pequeño bodegón que la contextualice. Colocada sobre un taburete
de madera o una caja y acompañada de un cubre macetas de Navidad, lucirá y decorará
nuestra Navidad de una manera sutil y elegante.

Y, si consideras que no hay planta que sobreviva a la entrada de tu casa por el motivo que sea,
¡no desesperes! La variedad y el realismo de la planta de Navidad artificial es tal que se postula
como ideal para esos exteriores hostiles para la vida natural.

4. Llena de luz

La iluminación es, sin lugar a dudas, uno de los ingredientes mágicos de la Navidad. Es
gracias al juego de luces y sombras como un espacio gana magia. La mejor manera de crear ese
ambiente tan propio de estas fechas pero, también, una manera de ponerle calidez a los pocos
grados del termómetro. Normalmente, cuando pensamos en iluminar nos centramos en el interior
de nuestra casa. Pero ¿por qué no convertir el jardín, también, en uno iluminado?

Los árboles pueden ser un increíble soporte lumínico. Unos que cobrarán vida súbitamente
gracias a lamparitas e, incluso, adornos navideños. Porque, a pesar de que el árbol de
Navidad sea el rey, también pueden serlo esos otros árboles. Y quien dice árboles se refiere,
también, a porches o soportes para plantas que tengamos en nuestro espacio. Dónde colocar luz
es, sobre todo, una cuestión de ver las oportunidades de cada jardín o terraza.

Si la idea de llenar los árboles de luz no nos convence o puede resultar complicada, tenemos otra
opción. Nos referimos a hacer unas coronas de luces de Navidad que puedan pender de sus
ramas. Podemos o bien hacerlas simplemente con las cadenas de luz LED, o bien incorporarlas a
cadenas de planta artificial.

Por último, una idea más: crear una naturaleza muerta con iluminación. Una propuesta sencilla
de llevar a cabo, y para la que tan solo necesitaremos ramas de las que hayamos podado en
nuestros árboles. Otra opción es hacerlas con planta artificial en vara. ¡Está en nuestras manos
darle a estas ideas la forma que más nos guste!

5. Centros de mesa de Navidad también para exterior

Y dejamos para el final algo que suele pasar desapercibido cuando hablamos de decoración de
Navidad para exterior. Nos referimos a esas mesas que habitan a la intemperie, y que también
son susceptibles de ser decoradas en esta época del año. Unas en las que podemos colocar,
simplemente, una composición de planta de Navidad. Un pequeño detalle que cambiará
automáticamente el ambiente, dándole ese toque navideño que se busca para el exterior.

Si queremos ir un paso más allá, podemos crear nuestra propia composición con plantas y
algunos de los imprescindibles de la Navidad. Nos referimos a piñas nevadas, velas de
Navidad, atadillos con  sticks de canela , anís estrellado o cualquier otra cosa que se nos

ocurra. Y, por cierto: para quienes sean reticentes a tener velas en exterior, nada como optar por
las de LED. Simularán el parpadeo de la llama con total seguridad.

Imagenes_Pinterest

Contenido_Construdeco 

 

últimas noticias

Silicon Valley: así funciona

Decano de Arquitectura: "No puede ser que la estación de AFE siga así"

¡PEDÍ COTIZACIÓN A CIENTOS DE EMPRESAS DE UN MISMO RUBRO con un solo click!

Encontrá el cotizador debajo de cada categoría que estés visitando. ¡Pedir cotización nunca fue tan fácil!

registrate para recibir todas las novedades de la industria